ESCUELA DE DOCTORADO

 
Tesis Doctorales de la Universidad de Alcalá
Más información
DETERMINACIÓN DE PCR Y PROCALITONINA EN LA DETECCIÓN DE COMPLICACIONES DE ANASTOMOSIS DIGESTIVAS
Autor/aGarcia Teruel, David
DepartamentoBiología de Sistemas
Director/aGarcía-moreno Nisa, Francisca
Fecha de defensa22/09/2017
CalificaciónSobresaliente Cum Laude
ProgramaCiencias de la Salud (RD 99/2011)
Mención internacionalNo
ResumenOBJETIVO: Determinar si la proteína C reactiva (PCR) y la procalcitonina (PCT) pueden ser indicadores precoces de fuga anastomótica tras cirugía colorrectal. MÉTODOS: Se lleva a cabo un estudio observacional prospectivo sobre 90 pacientes a los que se les realiza una anastomosis digestiva, al ser intervenidos de forma programada de patología colorrectal. Los dividimos en dos grupos, uno de 45 pacientes con fuga anstomótica y otro de 45 pacientes sin fuga anastomótica. Se registran sus datos demográficos, quirúrgicos y en los 90 pacientes se hacen determinaciones de PCR y PCT en los días 1º, 2º, 4º y 6º postoperatorios. RESULTADOS: En el estudio estadístico comparativo realizado sobre los dos grupos de pacientes, se objetiva en los pacientes con fuga anastomótica , con respecto al grupo sin fuga, un incremento progresivo de los niveles de PCR y PCT en el postoperatorio inmediato, siendo mas precoz la elevación de la PCT que la PCR. Los datos estadísticos del área bajo la curva (ROC) determinan que la medición de PCR y PCT desde el 2º hasta el 6º día postoperatorio tiene una alta fiabilidad en el diagnostico precoz de la fuga anastomótica tras cirugía colorrectal. CONCLUSIONES: La PCR y la PCT son marcadores eficaces en la detección precoz de una fuga anastomótica tras cirugía colorrectal. Su elevación progresiva desde el 2º hasta el 6º día postoperatorio es altamente fiable en el diagnóstico de fuga anastomótica, mientras que su determinación en esos mismos días postoperatorios con niveles de PCR y PCT normales o en descenso, permiten descartar una fuga amastomótica y por tanto permitir con seguridad un alta hospitalaria temprana